Diputación propone la concesión de la Medalla de Oro de la Provincia a los médicos fallecidos por Covid-19

Redacción: @BejarEuropa

 
  • Se reconocerá a Isabel Muñoz y Luis Fernando Mateos en un homenaje póstumo

La Diputación de Salamanca ha propuesto la concesión de la Medalla de Oro de la Provincia a los dos médicos fallecidos en la provincia como consecuencia del Covid-19, Isabel Muñoz y Luis Fernando Mateos.

De acuerdo al Reglamento de la Medalla Provincial de la Diputación de Salamanca respecto a la concesión de este tipo de reconocimientos, la Medalla de Oro de la provincia se otorga de manera excepcional y pretende, entre otros méritos, reconocer a aquellas personas que “hayan tenido una vida ejemplar digna de ser destacada”.

El presidente de la Diputación, Javier Iglesias, así se lo ha trasladado a los portavoces de los grupos políticos en La Salina, subrayando que, en el caso de los médicos fallecidos, la Diputación quiere reconocer su papel y trabajo en la lucha contra la pandemia de coronavirus y rendir homenaje póstumo a quienes perdieron la vida ejerciendo su labor como sanitarios en el mundo rural salmantino.

Isabel Muñoz (6.05.1960, El Espinar), era la médica de la Fuente de San Esteban, lugar en el que ejerció en los últimos años de su carrera, pero antes estuvo vinculada también durante toda su trayectoria a diferentes municipios de la provincia como Cantalapiedra, Topas, Guijuelo o Fuenteguinaldo.

Luis Fernando Mateos (6.06.1955, Palaciosrubios, aunque vinculado a Carrascal del Obispo), ejerció durante los últimos 10 años como médico rural en el municipio salmantino de Linares de Riofrio, después de haber sido el titular del centro de Robleda a lo largo de 22 años. Ambos, fueron personas muy queridas y respetadas no solo por su gran profesionalidad, sino por su valor humano y el trato cercano a todos los que fueron sus pacientes durante su vida laboral.