El Centro de Estudios en modo de espera

Redacción: @BejarEuropa

 
  • Hasta 10 actividades tienen preparadas para después del confinamiento

CARMEN CASCÓN | Centro de Estudios Bejaranos

Durante este periodo de confinamiento el Centro de Estudios Bejaranos (CEB) sigue trabajando para que aquellos eventos que estaban a punto de celebrarse tengan una fecha en el calendario. Las publicaciones saldrán a la luz más tarde o más temprano, quizá no este año, sino el que viene.

Los acontecimientos y las circunstancias se imponen en todos los campos y qué duda cabe que en nuestro caso esta máxima tiene su sentido al convocar actos con una afluencia de público notable.

Veamos qué actos y publicaciones permanecen a la espera:

-La entrega del Premio “Ciudad de Béjar” 2019, en su edición número XXIII, a Marcos Sala Ivars por su trabajo El tesoro samurái de Béjar. Estudios sobre la Colección “Valeriano Salas” de Béjar de guardas de sables japoneses y su posterior publicación.

-La lectura del discurso de ingreso al CEB de José Antonio Bonilla Hernández.

-La presentación del poemario de Yolanda Izard Anaya Lumbre y ceniza con el que ha ganado el Premio Internacional de Poesía “Miguel Hernández”.

-El acto de hermanamiento del Centro de Estudios Mirobrigenses y la presentación de libro galardonado con el Premio “Julián Sánchez el Charro” Conoce Siega Verde.

-Presentación de las actas de las Jornadas sobre la Revolución de 1868 en Béjar que tuvieron lugar en 2018. La edición correrá a cargo de la Universidad de Salamanca, la Oficina del VIII Centenario, el Centro de Estudios Bejaranos y la Asociación “Béjar 68”.

-Edición y presentación de la biografía de este año para la Colección “Don Francés de Zúñiga”. Correrá a cargo de Ignacio C. Soriano y tratará sobre el bejarano José María Blázquez de Pedro.

-Se ha convocado la edición número XXIV del Premio “Ciudad de Béjar” 2020. El plazo de presentación de trabajos será hasta el 31 de octubre.

-Entrada de nuevos miembros y renovación de cargos de la junta rectora del Centro.

-Edición y presentación de trabajos para la revista Estudios Bejaranos número 24. El plazo de entrega de originales es hasta el 1 de septiembre.

-Conciertos para el verano.

Y seguro que no serán estas las únicas actividades que surgirán a lo largo del año. Siempre hay lugar para la sorpresa.